Con acento español
home > Especiales > Lesa humanidad: hay más imputados libres que detenidos
Lesa humanidad: hay más imputados libres que detenidos

12/01/2018

Los datos se desprenden de un informe oficial. La tendencia se revirtió en 2016 y la brecha es cada vez mayor. Entre los presos, prevalece el arresto domiciliario

Foto: Marcelo Núñez - Revista Anfibia
Autor:
Alejandro Arnoletti

La prisión domiciliaria para Miguel Etchecolatz generó indignación, considerando el criminal papel jugado durante la última dictadura cívico – militar. Multitudinarias marchas se llevaron a cabo en Mar del Plata durante el pasado fin de semana para repudiar este beneficio al represor. Sobre sus espaldas pesa una sentencia a prisión de reclusión perpetua por las sentencias en su contra recibida en 1986, 2004, 2006 y 2014.

El expolicía fue condenado por coautor mediato de la desaparición forzada de personas bajo el delito internacional de genocidio. En uno de los tantos juicios en su contra, más precisamente en el 2006, declaró el militante Jorge Julio López, desaparecido luego de brindar su testimonio. En el último juicio el genocida escribió el nombre de López en un papel, en un claro acto provocativo.

En los últimos días otro represor fue beneficiado, Antonio Musa Azar. Si bien fue condenado a cuatro cadenas perpetuas y tres de ellas por delitos de lesa humanidad, la Justicia le permitió la prisión domiciliaria. Al igual que lo sucedido en la ciudad bonaerense, ciudadanos de Santiago del Estero salieron a las calles a repudiar el fallo.

Y en Corrientes quien corrió con la misma suerte fue Julio Rafael Barreiro, también condenado por crímenes de lesa humanidad cometidos en el exRegimiento de Infantería 9 de Corrientes. Según el juez en feria que le otorgó esta posibilidad deberá cumplir la pena en su domicilio ubicado en el barrio de Belgrano, en Capital Federal.

Sobre esta temática la Procuraduría de Crímenes contra la Humanidad (PCCH), dependiente del Ministerio Público Fiscal, publicó el “Informe estadístico sobre el estado de las causas por delitos de lesa humanidad en Argentina”. En él se presenta un diagnóstico muy detallado del estado de proceso de justicia en el que se investigan los crímenes de lesa humanidad en Argentina.

Según se revela en el trabajo en un total de 593 causas en trámites son (o fueron, hasta su fallecimiento) investigados 2979 imputados. Los datos se presentan al 22 de diciembre de 2017, por lo que no muestran las recientes prisiones domiciliarias. Del total de imputados por delitos de lesa humanidad, 856 fueron condenados y 701, procesados. Por su parte 524 se encuentran aún en la imputación y 499 han fallecido. A otros 164 les dictaron falta de méritos y 110 resultaron absueltos. En tanto que 37 de ellos están prófugos.

El trabajo de la PCCH analizó la condición de detención o libertad de los 2979 imputados. Allí se encuentra que sólo el 35 por ciento se encuentra tras las rejas, mientras que el 44 por ciento está libre. Es importante aclarar que estos informes se publican periódicamente en los meses de marzo y diciembre y en el último mes de 2016 se revirtió la tendencia que mostraba que había más imputados detenidos que libres. En la actualidad son 1305 personas las libres y 1038 las detenidas.

El organismo explica que el cambio en la tendencia “respondía a diversas razones, tanto la excarcelación de imputados que se encontraban detenidos como la disposición de procesamientos sin prisión preventiva”. En tanto que las cifras finales de personas absueltas en juicios, con falta de méritos y sobreseídas en la etapa de instrucción también aumentaron en 2017 respecto a 2016. Y se registra un aumento de los procesados apartados de las causas en trámite y liberados por problemas de salud. Según el informe "la tendencia en alza de los imputados en libertad comienza en diciembre de 2015, en forma paulatina, se profundiza durante 2016, y podemos decir que se consolida en 2017, por lo que no parece haber signos que logren revertir la situación en el futuro". 

Al respecto, hasta el 22 de diciembre de 2017 había 549 imputados con arresto domiciliario y 435 se encontraban dentro de un sistema penitenciario. La cantidad de presos en viviendas fue ascendiendo desde 2015 en adelante y revirtiendo la tendencia en comparación con los que se encuentran en cárceles. En 2018 podrían agregarse las citadas al comenzar esta nota.

En el período analizado se registró un total de 593 causas en trámite, que tuvieron a 2979 imputados. De ellas 200 cuentan con sentencia. Por otra parte, 278 están en instrucción; 98 con elevación a juicio y 17 en juicio.

Los Tribunales Orales han dictado 200 sentencias en todo el país. Un total de 135 están afrontando alguna instancia de revisión. Por tal situación se entiende que al menos uno de los imputados recurrió la sentencia a una instancia superior, como puede ser la Cámara Federal de Casación Penal o la Corte Suprema de Justicia de la Nación, y a raíz de esto su resolución se encuentra pendiente. Desde el inicio, en 2006, el año que se acaba de ir fue el que más sentencias presentó: 26. Muy cerca quedaron el 2011 y el 2012, con una menos.

En cuanto a las 393 causas sin sentencia, 17 de ellas son las que se encuentran más avanzadas, en juicio. Por su parte 98 están “elevadas”, es decir, listas para que comience el juicio. Según indica el organismo por primera vez desde 2014 tuvo una baja significativa, que puede estar vinculada al incremento de sentencias dictadas aunque también tiene su correlato con el alto número de casos que se encuentran en etapa de instrucción: 278.

El 2018 llegó con los beneficios de prisión domiciliaria para los represores Etchecolatz, Muza Asar y Barreiro. Y de las 98 causas elevadas a juicio, sólo 6 tienen fijada una fecha de inicio del proceso. “Coordinación Federal y Azopardo”, en Capital Federal, comenzará el 1º de junio y tiene 10 imputados. La causa “Feced III” iniciará en marzo con 14 imputados. Por su parte “Díaz Bessone – Caso Klotzman y acumuladas”, de Rosario, tendrá su punto de partida el 7 de marzo y cuenta con 22 imputados. Cinco días después arrancará “Hogar Belén – Caso Ramírez”, en Lomas de Zamora, con 4 imputados. La causa ESMA IV, en Capital Federal, se iniciará el 9 de abril y cuenta con 10 imputados. La última es “Hospital Posadas II”, también en Capital Federal, arrancará el 18 de mayo y posee 2 imputados.